Fernando Reyes Castro; tasa de rechazo cero.

532

Por AQUILES GARCIA.

 

CENTRO DE REDACCIÓN. VILLA VASQUEZ. El deseo de todo político con aspiraciones serias a competir por una posición electiva es arrancar su campaña con una tasa de rechazo mínima para poder lograr cercanía con todos los sectores y personas que inciden de manera firme y comprobable en su demarcación.

El caso del Lic. Fernando Reyes se enmarca perfectamente dentro de ese parámetro del aspirante que inicia su campaña electoral con la aceptación de la gente y con una tasa de rechazo casi imperceptible, fruto de su vinculo de toda la vida con sus amigos y sus raíces. Además por el extraordinario respaldo que desde la función publica como director del programa de asistencia social, SOLIDARIDAD, brindó a todos los sectores o individuos que con causa justa se acercaron a él o la institución para buscar solución a multiplicidad de problemas.

Fernando Reyes siempre mantuvo su despacho abierto para todos sin importar la bandera política ni la condición económica, social o religiosa de quienes lo requerían. Además fue un hombre ligado a las actividades deportivas y recordamos como puntos interesantes las donaciones y gestiones para dotar de plantas eléctricas, en medio de los prolongados apagones de entonces, para el Play de Sotfball y la cancha de baloncesto.

Por estas razones no será difícil para Fernando lograr empatías en amplios sectores de Montecristi.